l e t r a s

 

Esto de escribir... No sé...

Está, al menos en mi caso, sujeto a condicionantes tan diversos, que prefiero imaginar tras ello a las musas o, poniéndome todo lo analítico posible, una mezcla de alquimia y mancia primordial.

Creo que, sea cual sea la poción o el compuesto, sus ingredientes no han cambiado desde que nuestros antepasados publicaron en piedra sus primeros relatos ilustrados.

Una idea, una vivencia, una visión se adueña de nosotros, echamos mano de bagaje y documentación para darle cuerpo, para materializarla, y volcamos esa materia en un soporte con la imperiosa necesidad de compartirla.

El impulso básico que todo lo pone en marcha es energía en estado puro.

La cosa material, que a la postre parece ser el motor, la madre del cordero, no es más que un remate, tan puñetero como insoslayable.

Cuando el asunto no va por ahí... Cuando el orden del proceso no es ese, no es el natural; nada tiene que ver con el Arte de Escribir, ni hablamos de Escritores.

Relatos con pocas letras
Relatos con muchas letras
R M LMuchas_Letras.html
R P LPocas_Letras.html